ferede logo_twitter logo_Facebook logo_yt ivoox logo_RSS
HISTORIA

Por qué Martin Luther King sigue siendo un referente de los derechos humanos

( 0 Votos )
a / A
Larger Font Smaller Font

El legendario activista de los derechos civiles presionó para prohibir las armas nucleares, poner fin a la Guerra de Vietnam y sacar a la gente de la pobreza mediante los sindicatos y el acceso a la sanidad.

20220117 3

El legendario líder de los derechos civiles, el reverendo Martin Luther King, Jr. creía que la paz y la justicia económica eran fundamentales en su lucha por los derechos humanos. Su incansable labor de defensa del fin de la guerra y las armas nucleares y de sacar a los estadounidenses de la pobreza sigue inspirando a los activistas de hoy en día.

(N.GEOGRAPHIC, 17/01/2022) El reverendo Martin Luther King, Jr. es una leyenda de los derechos civiles, conocido por liderar el movimiento para acabar con la segregación y contrarrestar los prejuicios contra los estadounidenses de raza negra en las décadas de 1950 y 1960, en gran medida mediante protestas pacíficas. Contribuyó a la aprobación de leyes federales históricas sobre derechos civiles y derecho al voto que prohibían la segregación racial y daban derecho a los estadounidenses que habían sido excluidos de las urnas mediante la intimidación y las leyes estatales y locales discriminatorias. 

Pero King sabía que se necesitaría más para lograr la verdadera igualdad. Por eso también trabajó incansablemente por la educación, la igualdad salarial, la paz, la vivienda y para sacar a la gente de la pobreza. Algunos de los discursos y marchas más emblemáticos de King se dedicaron a poner fin a la guerra, a desmantelar las armas nucleares y a lograr la justicia económica. Como dijo King tras recibir el Premio Nobel de la Paz en 1964, creía que cualquier "retraso espiritual y moral" de la humanidad se debía a la injusticia racial, la pobreza y la guerra. 

Su visión polifacética de los derechos humanos sigue inspirando hoy en día, y el tercer lunes de enero de cada año, Estados Unidos honra el legado de King de luchar por la igualdad de derechos y de defender los derechos humanos en todas partes.

Durante su vida, los puntos de vista de King a menudo le hicieron impopular y fueron objeto de duras críticas. En el momento de su asesinato en 1968, una encuesta reveló un bajo índice de aprobación de sólo un 25% entre los estadounidenses blancos y un 52% entre los estadounidenses negros. Pero en las décadas posteriores a su asesinato, más estadounidenses llegaron a reconocer la enorme magnitud de las contribuciones de King. Comunidades de todo el país empezaron a ponerle su nombre a calles y lugares emblemáticos, y pronto se empezó a impulsar la creación de un día festivo federal en enero, el mes de su nacimiento. 

En 1983, a pesar de las objeciones de los legisladores del Sur, el presidente republicano y conservador Ronald Reagan finalmente firmó un proyecto de ley para crear el día festivo y las primeras celebraciones del Día de Martin Luther King, Jr. aunque hubo que esperar otra década para que estados como Arizona y Carolina del Sur hicieran lo mismo. 

El trabajo de King sigue influyendo e inspirando el activismo, especialmente en el ámbito de la justicia medioambiental, ya que los estudios indican que el cambio climático perjudica de forma desproporcionada a las comunidades marginadas. Estos son los muchos aspectos de la obra de King que Estados Unidos honra en el Día de Martin Luther King, Jr. 

Abogó contra el uso de armas nucleares

King se mantuvo firme en su idea de que la paz estaba inextricablemente ligada a los derechos civiles. A lo largo de las décadas de 1950 y 1960, grandes potencias como Estados Unidos y la URSS desarrollaron y probaron agresivamente armas nucleares, y en varias ocasiones estuvieron al borde de una guerra que amenazaba con aniquilar al mundo. 

King dejó clara la conexión entre la lucha por la libertad de los negros y la necesidad del desarme nuclear, escribe el experto en estudios nucleares e historia afroamericana Vincent Intondi en el libro African Americans Against the Bomb: Nuclear Weapons, Colonialism, and the Black Freedom Movement. King argumentó que sería "bastante absurdo" integrar las escuelas y los mostradores de comida pero no preocuparse por la paz y la supervivencia del mundo.

King se pronunció sobre la guerra nuclear ya en 1957, cuando firmó un anuncio a toda página en The New York Times que pedía a todas las naciones que suspendieran inmediatamente las pruebas nucleares. Cuando se le preguntó por su postura ese mismo año, King relacionó las armas con el conjunto de la guerra, y argumentó que debían prohibirse en todas partes.

"No se puede discutir que una guerra nuclear a gran escala sería totalmente catastrófica", dijo a la revista Ebony en una entrevista. "El objetivo principal de todas las naciones debe ser la abolición total de la guerra".

Como parte de su defensa de la paz y el desarme nuclear, King condenó los bombardeos de Hiroshima y Nagasaki que el Gobierno estadounidense había llevado a cabo más de una década antes para poner fin a la Segunda Guerra Mundial. Hoy, Hiroshima es una de las únicas ciudades fuera de Norteamérica que celebra el Día de Martin Luther King

20220117 3a

El 4 de abril de 1967, Martin Luther King Jr. camina por los pasillos de la iglesia Riverside de Nueva York haciendo correcciones a su discurso "Más allá de Vietnam". El discurso antibélico fue criticado en su momento tanto por los medios de comunicación estadounidenses como por algunos de sus compañeros, que querían que King siguiera centrándose en los derechos civiles. Sin embargo, desde entonces ha sido reconocido como uno de los discursos más importantes de King, en el que se destaca cómo la guerra en cualquier lugar amenaza la vida y la dignidad humana en todas partes.

King también aprovechó la Crisis de los Misiles en Cuba en octubre de 1962 (un período de 13 días en el que Estados Unidos y la Unión Soviética estuvieron al borde de la guerra nuclear tras la instalación de misiles de largo alcance soviéticos en Cuba) como una oportunidad para relacionar el desarme nuclear con la justicia racial y económica. King pidió que el gobierno de Estados Unidos dedicara su atención y sus fondos a la educación, a la sanidad y a los derechos civiles, escribe Intondi. Luego expresó su apoyo al tratado de prohibición de pruebas nucleares, que fue firmado por el presidente John F. Kennedy en 1963. 

Se manifestó en contra de la guerra de Vietnam

King relacionó a menudo el desarme nuclear con la Guerra de Vietnam, que se intensificó en la década de 1960.

King estaba en contra de la guerra, pero al principio le preocupaba que hacer pública su postura pudiera hacer fracasar su trabajo para aprobar la Ley de Derechos Civiles y perjudicar su relación con el presidente Lyndon B. Johnson, según el Martin Luther King, Jr. Research and Education Institute de la Universidad de Stanford.

Pero en 1965, el año en que se enviaron las primeras tropas de tierra estadounidenses a Vietnam, King hizo su primera declaración pública, afirmando que la guerra "no estaba logrando nada" y pidiendo un tratado de paz.

Durante los dos años siguientes atenuó sus críticas para evitar que disminuyera el impacto de su labor en pro de los derechos civiles, pero en 1967, King volvió a participar activamente en la esfera antibélica, asistiendo a una marcha en Chicago antes de pronunciar su discurso más notable al respecto unos días después, el 4 de abril.

Ese día, en la iglesia Riverside de Nueva York, King denunció que la guerra agravaba los problemas de los negros estadounidenses y de las personas que vivían en la pobreza. Condenó la "locura" de Vietnam como "síntoma de una enfermedad mucho más profunda" que ponía a Estados Unidos en contradicción con las aspiraciones de justicia social en todo el mundo. Tan sólo 11 días después, King encabezó una marcha antibélica de 125 000 manifestantes hasta la sede de las Naciones Unidas en Nueva York, como una de las mayores manifestaciones por la paz de la historia.

Durante el último año de su vida, King continuó su labor antibelicista fomentando el activismo por la paz desde la base. El 31 de marzo de 1968, cinco días antes de morir, King denunció la Guerra de Vietnam en su último sermón dominical en la Catedral Nacional de Washington, D.C., diciendo que era "una de las guerras más injustas que se han librado en la historia del mundo".

King no vivió para ver el final de la guerra. Las tropas estadounidenses se retiraron oficialmente de Vietnam en abril de 1975.

Defendió la representación sindical y los derechos de los trabajadores

La pasión de King por la representación sindical y los derechos de los trabajadores es también una parte importante de su legado. Al igual que en sus discursos contra la guerra, King a menudo vinculaba los derechos de los trabajadores con el movimiento de los derechos civiles.

"También había aprendido que el gemelo inseparable de la injusticia racial era la injusticia económica", dijo King en un discurso de 1958 en Nueva York. "Aunque venía de un hogar de seguridad económica y relativa comodidad, nunca pude quitarme de la cabeza la inseguridad económica de muchos de mis compañeros de juego y la trágica pobreza de los que vivían a mi alrededor".

En una entrevista de 1959 con la revista Challenge, King reconoció que los sindicatos habían dejado históricamente de lado a los negros estadounidenses, pero que también podían ser una clave para la justicia económica. Hizo un llamamiento para que los negros estadounidenses organizaran su poder económico y político en forma de sindicatos, y defendió ideas en el movimiento obrero, como la mejora de las condiciones de trabajo, una vivienda adecuada, unos ingresos anuales garantizados y el acceso a la sanidad.

20220117 3b

Martin Luther King Jr. pronuncia su discurso "Más allá de Vietnam" ante el público de la iglesia Riverside de Nueva York. El icónico discurso fue una de las primeras veces que denunció públicamente la guerra, después de haberse mostrado reacio a ampliar su labor de derechos civiles para incluir la política exterior. También expresó su temor por el posible uso de armas nucleares en Vietnam.

Durante años, King continuó reclamando justicia económica, especialmente en la Marcha sobre Washington por el Empleo y la Libertad del 28 de agosto de 1963. Ante una multitud de 250 000 personas, pronunció el legendario discurso "Tengo un sueño" en la escalinata del Lincoln Memorial, en el que pidió que se pusiera fin a la pobreza, especialmente a la pobreza focalizada y a la discriminación de los negros estadounidenses.

Una de las últimas acciones de King antes de su asesinato fue en apoyo del movimiento obrero. Los últimos días de King los pasó apoyando a un grupo de trabajadores sanitarios negros en huelga en Memphis, Tennessee. 

Después de que dos trabajadores murieran aplastados por un camión que no funcionaba, 1300 trabajadores negros se pusieron en huelga durante 11 días para poner fin a una larga serie de negligencias y abusos por parte de sus jefes. La huelga habría terminado después de que el Ayuntamiento votara a favor de reconocer su recién formado sindicato, pero el alcalde de Memphis rechazó la votación. King viajó a Memphis para encabezar una marcha de protesta y, el 3 de abril, se dirigió a los trabajadores sanitarios en huelga. 

"Tenemos que entregarnos a esta lucha hasta el final", dijo King. "Nada sería más trágico que detenerse en este punto de Memphis. Tenemos que llevarla a cabo".

King fue abatido por un asesino en el balcón de su hotel de Memphis al día siguiente. El 16 de abril, el sindicato de trabajadores de la sanidad fue finalmente reconocido y se prometió un mejor salario, el primero de los muchos ejemplos de cómo el legado de King continuaría reverberando en el trabajo de aquellos a quienes inspiró.

20220117 3c

Inspira a una nueva generación de activistas medioambientales

Aunque el último acto de King en apoyo de los trabajadores sanitarios negros de Memphis no fue explícitamente un acto de justicia medioambiental, ha inspirado a una generación de activistas. Las condiciones de trabajo de los trabajadores de los servicios sanitarios eran peligrosas y contaminantes para los empleados, al igual que las condiciones que soportaban muchos estadounidenses negros en sus comunidades y trabajos en aquella época.

Los activistas medioambientales modernos se han inspirado en el mensaje de King: al igual que la segregación y la discriminación eran inseparables de la pobreza, señalan que las comunidades negras pobres se enfrentan de forma desproporcionada a peligros medioambientales como la contaminación. También son las más afectadas por los efectos nocivos del cambio climático, como los fenómenos meteorológicos extremos.

El Título VI de la Ley de Derechos Civiles de 1964, que prohíbe la discriminación en el uso de los fondos federales, incluso dio a los marginados un medio para hacer frente a la discriminación racial en materia medioambiental. A medida que crecía el movimiento de justicia medioambiental, el trabajo de King también inspiró la Ley de Aire Limpio, la Ley de Agua Limpia y la Ley de Especies en Peligro.

Su defensa de que la gente negra tenga voz y poder ha inspirado a muchas comunidades más afectadas por el cambio climático a alzar la voz y actuar. En la actualidad, la festividad en honor a King suele celebrarse como un día nacional de servicio. Tanto las organizaciones como los individuos se ofrecen como voluntarios para sus comunidades, a menudo limpiando carreteras o riberas de ríos en nombre de un hombre que muchos creen que estaría en la vanguardia de la lucha contra el clima si todavía estuviera vivo.

Este artículo se publicó originalmente en inglés en nationalgeographic.com.

20220117 3d

Líderes de la Marcha en Washington por el Empleo y la Libertad el 28 de agosto de 1963. De derecha a izquierda: Rabino Joachim Prinz, Eugene Carson Blake, Dr. Martin Luther King, Floyd McKissick, Matthew Ahmann y John Lewis. / FOTOGRAFÍA DE ROBERT W. KELLEY,THE LIFE PICTURE COLLECTION/GETTY

Fuente: National Geographic (EMILY MARTIN / Foto: JOHN C. GOODWIN)

ARTÍCULOS EN ACTUALIDAD EVANGÉLICA

Martin Luther King es una de las personalidades protestantes a las que hemos dedicado varios artículos en esta revista. Entre ellos los siguientes:

50 años sin MLK (por Guillem Correa, 16/04/2018)

MLK / Ideario y aportaciones (06/04/2018) Serie sobre Martín Luther King, por Máximo García – Parte IV)

MLK / La obra (04/04/2018) Serie sobre Martín Luther King, por Máximo García – Parte III)

MLK: Problema y escenario (30/03/2018) Serie sobre Martín Luther King, por Máximo García – Parte II)

MLK: El hombre (20/03/2018 - Serie sobre Martín Luther King, por Máximo García – Parte I)

Las lecciones de MLK (II) (Jorge Fernández, 10/11/2011)

Las lecciones de MLK (Jorge Fernández, 04/11/2011)

 

Noticias de FEREDE

Ferede

News image
OFERTA DE EMPLEO

FEREDE busca Técnico/a Administrativo/a Contable para puesto estable en su oficina de Madrid

FEREDE informa de que la recepción de CV estará abierta hasta el día 3 de octubre inclusive y de que ... [+]

Ferede

News image
SOBRE LA REFORMA DE LA LEY DEL ABORTO Y LA “LEY TRANS”

El ministro Félix Bolaños responde a FEREDE: “la libertad de conciencia y su ejercicio están plenamente garantizados por la solidez de nuestro sistema democrático”

El pasado mes de junio FEREDE envió a Félix Bolaños una carta y un breve informe en los que expresaba ... [+]

Ver + en: Ferede
  • Lo + Leído

  • Últimas Noticias

Newsletter AE
publicidad_banner
banner_mundoprotestante
banner_bntv
banner_radioencuentro

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia de usuario. En nuestra POLÍTICA DE COOKIES puede obtener más información sobre las mismas.

Para la instalación de las cookies no exentas de consentimiento, pulse uno de los siguientes botones: